Los vertidos al Duero en Soria han sido constatados por la Confederación Hidrográfica

Desde el 4 de julio de 2016 Asden-Ecologistas en Acción ha sido testigo de vertidos contaminantes al río Duero a su paso por Soria capital. El origen y calidad de los vertidos ha sido variado: fecales urbanos arrastrados por las aguas pluviales, nocturnos llenos de residuos celulósicos, aceitosos orgánicos de procesos industriales, con elevada carga orgánica o con exceso de espumas en la EDAR, etc.

Casi todos esos vertidos han quedado reflejados en múltiples fotografías y han sido comunicados al servicio de emergencias de CyL a través del número 112.

Estos vertidos son reprobables, y se deberían haber atajado con medidas inmediatas y ejemplarizantes en una ciudad que presume de calidad ambiental y compromiso social con el medioambiente. Por desgracia y contradictoriamente algunas de las autoridades ignoran los vertidos y reniegan de sus responsabilidades; incluso pretenden desacreditar a Asden-Ecologistas en Acción otorgándoles oscuros intereses políticos, e incluso poniendo en duda la veracidad de las fotos y de los testimonios.

Ahora tenemos referencias administrativas que muestran la autoría de los vertidos al Duero del septiembre pasado, que en su momento fueron negados por la empresa Agua de Soria y Javier Antón, entonces concejal del Ayuntamiento de Soria. Su desconocimiento, cuando no falsedad, quedan en evidencia ahora en el expediente sancionador de la Confederación Hidrográfica del Duero, en cuya resolución de inicio expone (palabras textuales de resolución ): “... comprobados los hechos por personal de este Organismo, se informa que se ha requerido al Ayuntamiento de Soria, … que subsane las posibles deficiencias en esa estación de bombeo... dando lugar a la incoación del expediente sancionador nº 2441/16 por vertido no autorizado y sin depurar de aguas residuales al cauce del río duero, producidos desde la estación de bombeo, siendo susceptible de contaminar el dominio público hidráulico, en el paraje Soto Playa, que se encuentra actualmente en tramitación”.

Por supuesto la asociación Asden-Ecologistas en Acción de Soria, está personada en el mismo, y esperamos tener acceso a toda la documentación del expediente para que los sorianos conozcan la verdad de los vertidos al Duero, y si es el caso se puedan pedir responsabilidades patrimoniales o políticas.

Según Asden-Ecologistas en Acción; la forma de proceder del Ayuntamiento desarrollando mecanismos de mentira y de ocultación de la verdad al ciudadano tiene graves consecuencias: crea la falsa idea de que todo funciona correctamente, y aleja la solución del verdadero problema. El problema no es que se divulgue que hay vertidos, el problema es que hay vertidos. El problema no es que las malas noticias asusten a los turistas, sino que se están destruyendo los atractivos turísticos. El verdadero problema es que se trata de manipular la realidad con una estrategia de comunicación bien arraiga en Soria de “hechos alternativos”, que tan de actualidad está en otras escalas geográficas y políticas.




Visitantes conectados: 483