Sobreseída la causa contra Juan Clavero

-* En un contundente auto, el juez instructor de Ubrique decide el sobreseimiento de las actuaciones contra el activista de Ecologistas en Acción Juan Clavero. Es más, el juez indica que probablemente ha sido objeto de "actuaciones malintencionadas por parte de terceros" que colocaron droga en su vehículo.

  • La organización ecologista continuará exigiendo que se aclaren todas las circunstancias de este lamentable hecho, cuyo objetivo probablemente era el de evitar las denuncias de Clavero contra el cierre ilegal de caminos públicos en la Sierra de Cádiz.

El Juzgado Mixto de Ubrique ha dictado un auto por el que se sobresee la causa iniciada contra el activista de Ecologistas en Acción Juan Clavero tras haberse encontrado una bolsa con cocaína en su furgoneta.

Desde un inicio, Ecologistas en Acción y la práctica totalidad de responsables políticos, entidades sociales y centenares de ciudadanas y ciudadanos que han intervenido en las redes sociales, mostraron su total incredulidad ante la acusación contra Juan Clavero, apoyando la hipótesis de que se le había tendido una trampa para intentar desacreditarlo. Y esta teoría es la que sustenta el auto que decide el sobreseimiento de la causa contra el activista ecologista.

Auto de sobreseimiento

El auto incluye interesantes consideraciones. Se asegura que "existen elementos de juicio que llevan a concluir que el investigado no resulta autor de los hechos que se están investigando, y que muy al contrario de lo que parece en un primer momento, puede ser víctima de actuaciones malintencionadas por parte de terceros, que pretenden alejar al mismo de sus actividades habituales, involucrándolo en un delito del que no existe indicio alguno que permita conducir a su imputación".

El auto relaciona esta trampa con la campaña en defensa de los caminos públicos en la que participa Clavero, destacando que "es un conocido activista medioambiental, y constan en este Juzgado denuncias que son formuladas por su parte y por miembros de su agrupación, contra diversos propietarios de tierras que, siempre bajo el contenido que se desprenden de las denuncias del investigado, ocupan coladas y demás vías pecuarias que son de uso público. Estas constantes actividades son puestas en conocimiento de la opinión pública mediantes marchas y otros actos multitudinarios". El auto incluye también un reproche a las administraciones que deben garantizar el uso público de vías pecuarias y caminos públicos, indicando que en estas marchas "se dan a conocer el carácter público de estos terrenos, y ponen de manifiesto que se ven de alguna manera ocupados o invadidos por propietarios privados, sin que hasta la fecha se haya determinado ninguna acción legal por parte de la Administración Pública que resultara titular de las mismas, sobre este aspecto".

El auto da verisimilitud a la declaración de Juan Clavero, coincidente con la de dos testigos, que considera que fue fruto de una trama, llegando a identificar ante el juez a la persona que presuntamente introdujo la droga en su furgoneta. El juez valora la colaboración de Juan Clavero desde un inicio, lo que es "poco usual", y "despeja aún más las dudas sobre su ausencia de participación en los hechos delictivos que dieron inicio a las actuaciones penales". El auto concluye que "precisamente el hecho de ser tan conocido por su activismo, unido al hecho de que las actuaciones se inician por una denuncia anónima, ya conducen a pensar que estamos ante un posible modo de tratar de menoscabar el nombre, reputación y las actividades del denunciado".

Ecologistas en Acción muestra públicamente su satisfacción ante la rápida aclaración de lo que para esta organización era evidente: Juan Clavero jamás ha participado en un supuesto delito de tráfico de drogas, corroborando así la opinión de la inmensa mayoría de la ciudadanía –pocas veces ha habido tanta unanimidad en defender la honestidad de una persona– que desde un primer momento no dio crédito a esta acusación.

Pero este asunto no acaba aquí. Juan Clavero, con el apoyo de Ecologistas en Acción, organización que está segura de que también contará con el apoyo del propio Juzgado de Instrucción y de la Fiscalía, va exigir el esclarecimiento total de los hechos, para que se conozca quiénes y por qué tendieron esta trampa, reclamando toda la contundencia de la ley contra los mismos. En este sentido, gracias a la colaboración ciudadana se ha identificado a la persona presuntamente responsable de la introducción de la droga, y se ha requerido al Juzgado para que le tome declaración al tiempo que se realizan averiguaciones sobre las personas que hubieran podido colaborar en estos hechos, sin olvidar las extrañas circunstancias que rodearon al operativo de la Guardia Civil que detuvo al activista ecologista.




Visitantes conectados: 498