Denuncian que la CHG no respeta el caudal ecológico del río Matachel

Ecologistas en Acción denuncia que la Confederación Hidrográfica del Guadiana (CHG) incumple la ley, al no respetar el caudal ecológico de este río, que constituye una de las principales vías fluviales de la provincia de Badajoz.

La organización ecologista se muestra muy preocupada por la situación de este importante afluente del Guadiana, concretamente en el tramo entre el embalse de Los Molinos y el embalse de Alange.

En marzo de 2017, la asociación ya transmitió a la Confederación Hidrográfica del Guadiana (en adelante CHG) su preocupación acerca de las condiciones del río Matachel, en el contexto de una reunión mantenida con dicha entidad. Además, se aportaron fotografías de la situación del río en ese momento, cuyo cauce aparecía completamente seco, con restos de decenas de cangrejos y otros animales acuáticos en su lecho, devorados por insectos y otros predadores.

La respuesta de la Confederación ante esta problemática ha tardado en llegar seis meses, dejando a la asociación ecologista absolutamente perpleja. La CHG reconoce sin reparo alguno que está incumpliendo el Plan Hidrológico de la Cuenca del Guadiana y la Ley de Aguas, al no respetar el caudal ecológico.

El caudal ecológico es el nivel mínimo de agua que debe llevar el río para preservar los valores ecológicos en su cauce, tales como los hábitats naturales que cobijan la riqueza de flora y fauna, las funciones ambientales que cumplen como, por ejemplo, en la dilución de contaminantes o la amortiguación de los extremos climatológicos e hidrológicos, así como la preservación del paisaje.

Sin embargo el río Matachel, en lo que respecta al tramo mencionado entre los dos embalses, está completamente seco desde hace, al menos, dos años. La justificación de la CHG es de lo más peregrina y ridícula. Según la respuesta dada en la carta remitida a Ecologistas en Acción de Extremadura, no se devuelve el agua al río en ese tramo porque sólo se puede hacer a través de una compuerta que evacuaría un mínimo de 8 metros cúbicos por segundo y, en ese caso, la situación del embalse no podría garantizar el suministro de agua a las poblaciones que se sirven de él.

Tal afirmación carece de justificación alguna, puesto que el embalse de Los Molinos está al 73.53 % y tiene 25 hectómetros cúbicos (medición a 26 de septiembre de 2017). De modo que, a pesar de la pertinaz sequía, afortunadamente sólo se encuentra un 15 % por debajo de la media histórica del embalse.

Estos datos positivos, sin duda, garantizan el suministro de agua a esas poblaciones, y además deberían ser una garantía para procurar también el mantenimiento del resto de la vida, animal y vegetal, que existe en el entorno del río Matachel, precisamente mediante el respeto al caudal ecológico del afluente. En cualquier caso, la Organización quiere llamar la atención sobre la gravedad del hecho de que sea la Administración que debería velar por el cumplimiento del Plan Hidrológico de Cuenca, la primera que lo incumple, ocasionando con ello un daño medioambiental de profundas repercusiones.

Por tanto, Ecologistas en Acción hace un llamamiento a la Confederación Hidrográfica del Guadiana para que modifique completamente su política de actuación en relación al río Matachel y ceje en su empeño de sustraer aguas al ecosistema que mantiene, pues ello constituye una actuación ilegal contra la que nuestra asociación no descarta emprender acciones judiciales.




Visitantes conectados: 613