Destrucción cerca de la Laguna de las Madres


· El Ayuntamiento de Moguer está realizando una entresaca de pinos en una zona de montes propios próxima al Paraje Natural de la Laguna de las Madres, entre la carretera Palos-Mazagón y la carretera Huelva-Mazagón, donde hay constancia de que se han refugiado miles de animales cuyo hábitat natural se vio destruido por el gran incendio forestal que el verano pasado afectó a casi 9.000 hectáreas de terreno.

· Ecologistas en Acción, dado que estos parajes se han convertido en uno de los pocos reductos de supervivencia para refugio de las especies silvestres que se vieron afectadas por el fuego, denuncia la situación y solicita la interrupción inmediata de los trabajos de corta de la masa de pinar que están ocasionando una importante pérdida de la masa arbustiva, dejando sin alimento y cobijo a numerosas especies de fauna.

Ecologistas en Acción de Huelva denuncia que los trabajos de entresaca que están siendo realizados cerca de la Laguna de Las Madres por el Ayuntamiento de Moguer, que están provocando la destrucción del hábitat de numerosas especies que encontraron allí refugio tras el incendio forestal ocurrido en el Espacio Natural Doñana este verano pasado.

En esta zona, ubicada entre la carretera Palos-Mazagón y la carretera Huelva-Mazagón, se ha detectado una masiva presencia de animales debido a la protección vegetal de árboles y arbustos que les ha permitido subsistir, dándoles cobijo y alimento. Tanto cérvidos como conejos y otros roedores, ginetas, aves y jabalís están viendo de nuevo arrasado su lugar de refugio y comida, por lo cual se están encontrando huellas de todas estas especies que, desorientadas, deambulan en situación de extrema necesidad, sin hallar otro lugar para cobijarse.

La organización ecologista exige el respeto por la fauna y sus hábitats en los trabajos forestales, de conformidad a las exigencias de la legislación vigente. Otra forma de actuar consistente sólo y exclusivamente en el aprovechamiento comercial maderero de nuestros pinos, la mayoría de los cuales caen tras su corta sobre especies vegetales protegidas como sabinas, palmitos, acebuches o las mismas matas de romero y almoradux, puede inducir a pensar que prima más el componente económico que la propia preservación de nuestro medio natural

La denuncia de la situación de Ecologistas en Acción lleva aparejada la solicitud de interrupción inmediata de los trabajos de corta que, no sólo reducen la masa de pinar en la que pueden guarecerse estas especies, sino que ocasionan una importante pérdida de masa arbustiva, y con ella de alimento y cobijo para muchas de ellas, abocadas desgraciadamente a su desaparición. Toda vez que esta organización considera necesarias las labores de prevención de incendios y el mantenimiento de las masas forestales, con labores de limpieza y “boleo” de pinos, desbroce de zonas especialmente densas, subraya que es imprescindible condicionar los trabajos a un escrupuloso respeto a la biodiversidad que es el principal patrimonio de nuestra tierra, un patrimonio que se está viendo amenazado y destruido por este tipo de actuaciones.




Visitantes conectados: 346