Acción en el Arroyo del Prado, desecado y privatizado

Un grupo de miembros de Ecologistas en Acción de Huelva ha aprovechado la conmemoración del Día Mundial de los Humedales para recordar la importancia de la conservación de las zonas húmedas, como espacios privilegiados de cara al mantenimiento y futuro de la biodiversidad, tan frágil y con tantas amenazas, como todos los estudios científicos están poniendo de manifiesto.

En la provincia de Huelva donde la riqueza de las zonas húmedas es de un altísimo valor (desde Doñana hasta la desembocadura del Guadiana pasando por las Marismas del Odiel y del Piedras), las presiones urbanísticas en determinadas zonas, los vertidos contaminantes y la deforestación en otras y la incapacidad de las administraciones públicas en defender los espacios públicos y las zonas húmedas, hacen que la situación de los humedales sea altamente preocupante. Desde aquí queremos exigir a la Junta de Andalucía (Consejería de Medio Ambiente y Agencia Andaluza del Agua, principalmente) que ejerzan las competencias para las que han sido elegidos, y pedimos a la ciudadanía que reivindique para las generaciones presentes y venideras un medio ambiente libre y diverso con garantías de futuro.

En concreto, este año queremos denunciar la situación del arroyo del Prado, humedal que aporta no sólo agua al Paraje Natural Marismas del Odiel, sino que constituía una zona abierta de fauna y flora características de la zona. En dicho espacio, en el término de Gibraleón y en concreto en la confluencia de dicho arroyo con el Odiel, junto a la antigua vía del ferrocarril de Tharsis, se han producido importantes obras que han supuesto lo siguiente:

  1. Encauzamiento del arroyo y estrechamiento del mismo, con una anchura original en aquella zona en torno a los 100 m, y que se ha visto reducida a escasos metros de anchura. Para ello se han levantado 2 muros de materiales de construcción que han servido para el citado encauzamiento.
  2. Construcción de un puente y de un tramo de pista asfaltada que cruza el citado arroyo, sin camino alguno que lo cruzase en aquel tramo hasta ahora.
  3. Vallado de la citada pista asfaltada.
  4. Relleno de todo el espacio público ganado a la vegetación existente en la zona, al parecer, con intenciones de utilización como fines productivos.

Dada la fragilidad ambiental de aquella zona, en los límites del paraje natural Marismas del Odiel, que goza de la máxima protección ambiental en nuestra Comunidad Autónoma y que es considerado Reserva de la Biosfera según la UNESCO, y dados los intereses urbanísticos y de otro tipo existentes en las proximidades, consideramos de una gravedad muy importante, el que puedan quedar impunes actuaciones que suponen la desaparición de espacios públicos, como son todos los cauces de ríos, arroyos y riveras, con sus importantísimos valores ambientales, así como la realización de obras tan importantes que sin duda atentan tan decisivamente contra el futuro de aquella zona.

En otoño pasado, ya se comunicó a la fiscalía de la Audiencia Provincial esta inaceptable situación, y en espera de sus actuaciones, y dado que no hemos recibido respuesta alguna, ni de la Agencia Andaluza del Agua, ni de la Delegación de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, y más bien, nos tememos que hay voluntad de consolidar esta situación manteniendo los beneficios privados de los espacios públicos, queremos en el día mundial de los Humedales, denunciar esta situación.




Visitantes conectados: 364