Chalet ilegal del presidente de Coca-Cola

Ecologistas en Acción ha denunciado que la obra del Presidente de Coca-Cola para España y Portugal, Marcos de Quinto Romero, se realiza sin autorización en un espacio natural protegido y sobre un yacimiento arqueológico.

La residencia que levanta Marcos de Quinto Romero, presidente de Coca-Cola para España y Portugal, se localiza junto a algunas de las formaciones de roca arenisca más valiosas de la “ciudad encantada” conocida como los “Rodenales del Cabriel”, en el término municipal de Pajaroncillo (Serranía de Cuenca). Se trata de un área cuya belleza y singularidad supuso el inicio de declaración de la figura de Monumento Natural en 2004.

La obra, actualmente muy avanzada, carece de cualquier calificación urbanística, como corresponde a una construcción residencial en suelo rústico. Tampoco tiene autorización por parte de la comisión provincial de patrimonio, pese a levantarse en un importante yacimiento arqueológico de la edad del bronce.

El chalet de unos 400 m2 de planta y dos alturas, supone una suma de ilegalidades contra la normativa y un serio atentado paisajístico y ecológico. Todo ello ha llevado a Ecologistas en Acción a solicitar a la Delegación de la Consejería de Cultura en Cuenca la inmediata paralización de las obras, así como a interponer, ante el SEPRONA de la Guardia Civil, denuncia por un posible delito contra el Patrimonio Histórico.

También se han dirigido a la Delegación de la Consejería de Medio Ambiente en Cuenca, para conocer cómo tratándose de un espacio natural con una protección preventiva y careciendo el promotor de autorización, no ha sido denunciado por la guardería del espacio y paralizadas las obras.

Por si ello fuera poco, en el mismo término de Pajaroncillo, Marcos de Quinto, está tramitando la autorización de un proyecto aún mucho más impactante que el anterior, un complejo de 650 hectáreas de circuitos y rutas “of road” (4x4 trial extremo y una decena de modalidades para toda clase de vehículos todo terreno de dos y cuatro ruedas), así como la urbanización de 86.720 m2 en un área de elevado valor natural, lindante con el espacio protegido del Cabriel.

Ecologistas en Acción se sorprende de que una compañía como Coca-Cola que recientemente lanzó una gran campaña, asociando su imagen a proyectos de mejora del medio ambiente, pueda tener como presidente en España y Portugal a una persona que desprecia la legalidad ambiental urbanística y patrimonial y promueve proyectos con un impacto crítico sobre el medio ambiente.




Visitantes conectados: 410