Piden no colaborar con empresas que dañen el medio ambiente

Ecologistas en Acción con organizaciones como la Red Ciudadana por la Abolición de la Deuda Externa en el marco de la Semana Global de Acción contra la Deuda Externa y las instituciones Financieras Internacionales, ha reivindicado a las instituciones públicas cordobesas los siguientes puntos:

- La no colaboración con empresas y bancos que inviertan en proyectos que dañan el medio ambiente y violen los Derechos Humanos en países empobrecidos, que aumenten la Deuda Ecológica y con aquellas que exigen el pago de deudas ilegítimas a la ciudadanía de países donde realizan su dañina actividad. Existen algunos ejemplos como el de las entidades bancarias BBVA o BCSH que invierten en fábricas de armamentos y financian créditos a la exportación de empresas españolas que arruinan a los productores de países empobrecidos; la papelera de ENCE en Uruguay, el gaseoducto de crudos de REPSOL en Ecuador y las fábricas textiles del Corte Inglés, Cortefiel o Zara en Marruecos.

- Que no se apoye el actual modelo agrario industrial, causante del 32% de la emisión de gases de efecto invernadero y del 75% de la pobreza en el planeta. Rechazamos el apoyo a las grandes superficies donde más se comercializan productos de empresas agrícolas que siguen este modelo; así, el modelo industrial de agricultura intensiva empobrece rápidamente la tierra y explota a su mano de obra asalariada; los agrocombustibles y transgénicos que invaden las superficies agrícolas en muchas partes del Mundo, siguen estas prácticas. Exigimos la promoción de un modelo agroecológico de producción y comercialización.

- Cambio del actual sistema de movilidad a través del vehículo motorizado que produce más del 20% de nuestra deuda del carbono (gases de efecto invernadero). Las calles han de ser de los peatones, las bicicletas y el transporte público.

- Poner fin a proyectos en nuestra ciudad, tanto de empresas como de las propias instituciones que deterioran nuestro medio ambiente y aumentan nuestra deuda ecológica; el alumbrado extraordinario para ferias y navidades, el vertido de residuos, la tala de árboles o su pérdida por accidentes militares (caso del incendio iniciado en el campo de tiro de la base militar de Cerro Muriano en Córdoba). Las instituciones públicas han de ser las primeras en defender nuestros ecosistemas.

- Crear urgentemente un Comité Ético Local, formado por expertos de organizaciones ambientalistas, sindicales y de Derechos Humanos, además de personas independientes, con la función de estudiar los efectos sobre el medio ambiente y los Derechos Humanos de los distintos proyectos desarrollados en nuestra ciudad o apoyados por instituciones cordobesas en otras partes del mundo. Tendría que estar bien dotado de medios para el estudio y la difusión pública de las violaciones de Derechos Humanos, Laborales y Ambientales.

Para ello, Ecologistas en Acción y las demás organizaciones, realizarán diferentes actos y llevarán a cabo acciones para hacer visible estas reivindicaciones y para denunciar publicamente los impactos sociales y ambientales negativos que genera la actividad de muchas empresas, tanto a nivel local como global.




Visitantes conectados: 422