Presentamos alegaciones al proyecto de las Aletas

Ecologistas en Acción ha alegado en tiempo y forma ante la Dirección General de Urbanismo al proyecto llamado Plan Especial de Interés Supramunicipal del Área de Actividades Logísticas, Empresariales, Tecnológicas, Ambientales y de Servicios de la Bahía de Cádiz, Las Aletas, manifestando su oposición.

Las alegaciones se basan en los siguientes argumentos:

1.- Es un proyecto innecesario. El incremento de suelo industrial de Las Aletas no está justificado: recordemos, por ejemplo, que en la zona portuaria y Bajo de la Cabezuela quedan más de 500.000 m2 sin ocupar y de mayor valor estratégico que las Aletas, y el polígono industrial Las Salinas de 3.000.000 m2, tiene un índice de ocupación inferior al 30%. Ahora se pretende disponer de otros 5.000.000 de m2 más. Consideramos que el supuesto objetivo de desarrollo económico del proyecto podría estar más centrado en la obra en sí misma que en su uso posterior.

Las Aletas

2.- Supone un peligroso precedente. La construcción de un polígono industrial y un parque comercial-recreativo sobre el Dominio Público Marítimo Terrestre y su zona de servidumbre supondrá un grave precedente en una zona tan demandada y sensible, y con tan enorme presión urbanística.

3.- La vocación natural de estos terrenos es su restitución como zonas marismeñas y su inclusión en el Parque Natural de la Bahía de Cádiz, carácter que nunca debió perder. Esta restitución es técnica, social y éticamente viable a todos los efectos, como se indica en los planteamientos y objetivos del Estudio de la Recuperación Ambiental de las marismas de los ríos Guadalete y San Pedro de la Demarcación de Costas y de la Universidad de Cádiz.

4.- Dañará al acuífero Puerto Real-Conil. La naturaleza de los suelos, según se recoge en el Estudio de Impacto Ambiental, es en gran medida de naturaleza fangosa y limosa, reciente geológicamente (Cuaternario y actual). Se indica también que el nivel freático del acuífero Puerto Real-Conil es muy superficial y que, en la zona del Plan está a una profundidad media de 2-3 m. En estas condiciones los daños al citado acuífero serán inevitables y las dificultades en la cimentación y construcción, aseguradas.

5.- El Proyecto de las Aletas choca frontalmente con el Plan Nacional de Adaptación al Cambio Climático que identifica como zonas más sensibles a desaparecer o tranformarse, a desembocaduras fluviales (estuarios, rías, deltas, ...), bahías, lagunas costeras, humedales, playas confinadas, playas no confinadas, tales como flechas litorales o cordones de arena adyacentes a costas bajas. Hay que recordar que el territorio a actuar, es una zona húmeda y por lo tanto debe de estar libre de toda ocupación siguiendo las recomendaciones del citado, Plan Nacional de Adaptación al Cambio Climático.

6.- El Proyecto de las Aletas contradice a la nueva Estrategia de Sostenibilidad en la Costa que el Ministerio de Medio Ambiente está elaborando en la actualidad. Esta estrategia reconoce el escenario histórico, de cambio climático y ascenso del nivel del mar, y propone planes de retirada controlada en los que las zonas húmedas deben ser prioritarias.

7.- Se fuerza la Ley de Costas. Se pretende actuar sobre 527 Has que están en contacto con el P.N. de la Bahía de Cádiz y entre las dos autopistas. De estas, 287 Has son de DPMT, pero, el proyecto indica que por acuerdo del Consejo de Ministros del 27-4-07, se las declara Zona de Reserva y aptas para los usos del Plan Especial: logístico e intermodal de transporte, empresarial, de servicios, de ocio y equipamientos. Esta declaración de Reserva es acorde con el art. 47.1 de la Ley de Costas, pero el citado artículo indica la salvedad del art 32.1 que indica: Únicamente se podrá permitir la ocupación del dominio público marítimo-terrestre para aquellas actividades o instalaciones que, por su naturaleza, no puedan tener otra ubicación.

8.- Se olvida de la Servidumbre de Protección del DPMT. Las 120 hectáreas de Las Aletas, de titularidad privada o patrimonial, que han sido adquiridas por la Administración Autonómica, ECOLOGISTAS EN ACCIÓN, considera que se tratan de suelos del DPMT o de la Servidumbre de Protección del DPMT. Queremos hacer hincapié en el hecho de que el Proyecto de Las Aletas siempre analiza la situación en que pueden quedar suelos del DPMT pero no dice nada respecto a los de Servidumbre de Protección del DPMT. Y estos últimos tampoco pueden adscribirse a los usos del Plan por lo indicado en art 25.2 de la ya citada Ley de Costas:Art. 25. 1. En la zona de servidumbre de protección estarán prohibidos:

a) Las edificaciones destinadas a residencia o habitación.

b) La construcción o modificación de vías de transporte interurbanas y las de intensidad de tráfico superior a la que se determine reglamentariamente, así como de sus áreas de servicio.

c) Las actividades que impliquen la destrucción de yacimientos de áridos.

d) El tendido aéreo de líneas eléctricas de alta tensión.

e) El vertido de residuos sólidos, escombros y aguas residuales sin depuración.

f) La publicidad a través de carteles o vallas o por medios acústicos o audiovisuales.




Visitantes conectados: 348